a
b
c
d
e
f
g
h
i
j
l
m
n
o
p
q
r
s
t
u
v
z














Also, check out our Medication Dosage appchevron-circle-right

Estrabismo

La razón por que tenemos dos ojos no es porque se vea bonito, sino porque ver con dos ojos nos permite tener una mejor visión. Cada ojo se enfoca en el mismo punto desde un ángulo ligeramente diferente. Los músculos extraoculares mantienen la alineación de los ojos y el cerebro combina las dos perspectivas, creando la percepción de la profundidad.


Hasta los seis meses, puede que a Lucy a veces se le note un poco de estrabismo debido a la falta de coordinación muscular. Si le parece que le nota estrabismo durante largos períodos de tiempo en un día, podría ser un efecto causado por la forma de los ojos de algunas personas, que tienen la parte interior del párpado particularmente oblicua, o también podría tratarse de un caso de estrabismo temprano, lo cual es poco común. Si tiene duda, hable con el médico.


Algunos niños tienen uno o más de los músculos extraoculares de distinto largo en ambos ojos. El cerebro le ordena a los ojos mirar en el ángulo correcto; pero al forzar los músculos, a los ojos les cuesta trabajo obedecer la orden y la vista no se dirige a la vez al mismo objeto, sino que se desvía en otra dirección, hacia adentro, hacia fuera o se ven bizcos. El estrabismo es más común en los niños mayores de un año y empeora al final del día, cuando el niño está cansado. Otras señales tempranas son guiñar un ojo cuando hay mucha luz y lagrimeo. A veces se nota en las fotos, debido a que el efecto asimétrico del “ojo rojo” hace visible la desviación de la mirada. Si nota que su hijo tiene estrabismo, llévelo al médico. Si no se hace nada para corregirlo, el niño compensará la desviación tratando de mirar con su ojo preferido y eso podría afectarle la vista del otro ojo si lo hace durante mucho tiempo. Dependiendo de la gravedad de la aflicción, puede que el oculista aconseje dejar que se quite sola o mandar a ponerle un parche en el “ojo bueno” unas horas al día, para forzarlo a mirar con el otro ojo. En algunos casos muy raros en que el parche no surte efecto, aunque el niño lo use varios meses, puede que el médico recomiende una operación correctiva. Si el estrabismo se detecta temprano, por lo general se corrige del todo sin necesidad de operación.